Provinciales

El peor enero de los últimos diez años

El Centro de Estudios y Servicios de la Bolsa de Comercio de Santa Fe (BCSF) emitió un informe donde asegura que la economía santafesina continúa profundizando la recesión que atraviesa desde comienzos de 2018. En este sentido, comparando el nivel de actividad registrado en cada enero, 2020 presenta el valor más bajo de los últimos diez años.

Entre los principales resultados el estudio señala que el Índice Compuesto Coincidente de Actividad Económica de la provincia de Santa Fe (ICASFe) se ubicó en 155,7 puntos, presentando una variación mensual de -0,3% respecto al mes de diciembre de 2019. Mientras que la tasa interanual de la actividad económica provincial (ene de 2019/ene de 2018) fue de -1,7%.

El ICASFe constituye un indicador de periodicidad mensual que se utiliza para conocer la
evolución del nivel de actividad. Su principal objetivo es determinar el movimiento cíclico
de la Economía y fechar el inicio/finalización de las recesiones y expansiones de la provincia
de Santa Fe, Argentina; así como su duración, amplitud y difusión. Como fuente de
información representa un medio confiable y oportuno, idóneo para la toma de decisiones
de instituciones públicas y privadas.

Actividad económica provincial
En enero de 2020 se registró una tasa mensual del -0,3% en la actividad económica provincial. La recesión actual acumula una caída del 8,6% y una duración de 25 meses; ambos guarismos ya superan a los de la recesión 2008/2009.

Indicador por indicador
De las catorce series que componen el ICASFe sólo cuatro presentaron una variación mensual positiva durante el primer mes del año; dos mantuvieron el nivel, y las restantes continuaron en baja. Por su parte, en relación a enero del año pasado, seis sub-indicadores registran tasas positivas.

Entre las series que registran incrementos interanuales se destaca la faena de ganado bovino y porcino con una tasa del 18,8%, luego del crecimiento registrado durante todo 2019. Sin embargo durante el primer mes del año presentó una disminución del 1,0%, derivado tanto de las condiciones del mercado internacional como interno. Situación similar
presentó la utilización de hidrocarburos para la agroindustria y el transporte, cuyas tasas fueron de 6,8% y -1,6% respectivamente. Otra serie relativa a la agroindustria, la producción láctea registró una tasa mensual del 0,1% e interanual del 5,4%. Para la molienda de oleaginosas las mismas fueron de -2,3%, y -4,4%, respectivamente.

La actividad de la construcción no logra repuntar. El consumo de cemento disminuyó un 1,5% mensual, acumulando una caída del 15,3% en relación a enero de 2019. El patentamiento de vehículos nuevos también se ve fuertemente afectado, con tasas del -1,7 y -17,5%, respectivamente.

El consumo de energía eléctrica del sector industrial se mantuvo estable en relación a diciembre de 2019, con una recuperación del 4,6% con respecto a enero de igual año. Por su parte el consumo de gas registró un incremento mensual del 1,2%, pero se ubicó un 7,6% por debajo en la comparación interanual.

Los puestos de trabajo registrados (altas netas) no presentan cambio mensual en enero, aunque registran una caída del 1,0% interanual. Para la demanda laboral las tasas fueron de 0,3% y 17,2%, respectivamente. Las remuneraciones reales registraron un leve incremento mensual del 0,2%, pero la pérdida de poder adquisitivo del conjunto de los
trabajadores formales en relación a enero de 2019 es del 6,0%.

Respecto al consumo minorista, las ventas en supermercados de las grandes superficies instaladas en la provincia registraron una caída mensual del 0,3%, e interanual del 4,4%. Para los recursos tributarios de disponibilidad de la administración provincial el retroceso se estima en 1,5% y -6,8%, respectivamente.

Mostrar más
Back to top button